¡El mundo masónico a tu alcance, tienda en línea, artículos y mucho más!

27 de julio de 2016

11 curiosidades que no sabías sobre la masonería


El día de hoy en El Blog del masón les traemos un top sobre las 11 cosas que no sabías sobre la masonería. Hay un gran número de mitos y de leyendas sobre la orden masónica pero aquí te traemos un poco de luz al respecto. No se necesita ser masón para tener cultura general y ya sea que pertenezcas o no a la asociación masónica, este artículo te servirá para tener algún tema de conversación en las comidas familiares, con amigos o en el trabajo. Finalmente la masonería es un tema que apasiona y que divide opiniones, lo cierto es que siempre despierta algo de curiosidad en quienes escuchan sobre ella.

Antes de comenzar me gustaría aclarar lo siguiente:
- En este artículo no encontrarás palabras, signos, tocamientos o medio alguno de reconocimiento entre los masones.
- Se trata de un artículo que busca brindar información para los lectores.
- Lo que aquí se describe siempre se encuentra respaldado por investigación seria y vivencias de miembros pertenecientes a la fraternidad masónica.

Sin más por agregar ¡Comenzamos!

1. No es una sociedad secreta.



Si bien es cierto que la masonería en sus inicios surgió como una agrupación gremial que tenía como objetivo la cooperación entre sus miembros y un alto nivel de secrecía, hoy en día ya no es así. En primer lugar porque los templos masónicos se encuentran a simple vista, las Logias masónicas usualmente colocan una escuadra y un compás afuera de sus templos para identificar que ahí se trabaja la masonería. En segundo lugar porque las actividades que realiza la orden masónica no tienen por qué ser secretas, se realizan colectas, desfiles, eventos filantrópicos, conciertos, obras de arte y demás eventos culturales en los que masonería juega un papel muy importante y tercero porque la masonería no es nada que se deba esconder ya que nada malo se realiza al interior. Lo cierto es que por tradición y por costumbre, los rituales masónicos y los trabajos regulares se realizan a puerta cerrada, manteniendo así un ambiente de membresía. Todos pueden aspirar a ser masones, pero no todos lo consiguen, es parte de la naturaleza de la orden misma.

2. Surge en el siglo XVII.


La masonería como organización surge a inicios del siglo XVIII sin embargo ya había logias masónicas en Gales, Escocia, Irlanda e Inglaterra desde 1600. A pesar de ello la masonería como institución ve sus orígenes (tradicionalmente) con la fundación de la Gran Logia de Londres y que después se convertiría en la Gran Logia Unida de Inglaterra, madre de la masonería mundial. Por otro lado, existen muchas teorías, en su mayoría conspirativas, que sitúan a la masonería en otras épocas y con orígenes bastante remotos, sin embargo son especulaciones un tanto absurdas derivadas de la cultura popular más que de hechos comprobables.

3. ¿Templarios, egipcios, el génesis?


Debemos recordar que en la sociedad Europea del siglo XVIII todo lo que tuviera que ver con la cultura egipcia estaba de moda, sobre todo porque era el lugar de la tierra del que más leyendas provenían, esto permeó en la masonería, llegando a haber teorías de que los rituales masónicos provenían de los egipcios, algo similar sucedió con los templarios, tiempo después en el siglo XIX, la sociedad europea volteó a las leyendas de caballería de la edad media y la masonería una vez más se intentó datar en aquellas épocas con teorías (como la de nacidos en sangre) de que los masones realmente somos herederos de los templarios, a ciencia cierta no hay evidencia real que lo compruebe o lo niegue, incluso la famosa capilla Rosslyn en Escocia fue alguna vez desmentida en sus supuestos elementos masónicos y que los mismos fueron añadiduras de la familia propietaria del sitio para atraer a más turismo y destacar entre los masones de la zona. Algo similar sucede con el génesis y demás teorías sobre los orígenes de la masonería, algunas personas llegan a hacerse ideas tan locas como que el mismo Jesús de Nazaret fue masón ¡Ridiculeces!


Lo cierto es que la masonería como institución surge a partir de los gremios de constructores y se establece como masonería especulativa organizada hasta el siglo XVIII en las islas británicas, cualquier otra teoría es eso nada más, teorías y especulación.


4. No es una religión ni una secta.


Muchas personas señalan que la masonería es una religión, sin embargo no es así. La masonería no ofrece un camino para la salvación a través de la práctica de una doctrina, no hay un cielo para masones aunque algunos tienen la idea del eterno oriente, no hay dioses masónicos, existe el término genérico de G.A.D.U. que engloba a todas las creencias religiosas y no religiosas, no exige a sus miembros la práctica de una doctrina, invita a vivir como un ciudadano útil para la sociedad, no impone creencias, impulsa la libertad de pensamiento, en otras palabras la masonería no pertenece a ninguna religión o secta ni es una religión o secta por sí misma.

5. Hay masones en todo el mundo.



Es así, la masonería está presente en todos los países del mundo, agrupa a personas de todas las creencias, razas, ideas y preferencias y tiene una estructura independiente de organización en cada jurisdicción del mundo. Se trata de un grupo de personas comunes y corrientes que se reúnen una vez por semana para tratar de ser mejores personas, eso es. NADA MÁS.

6. No todos los masones son ricos y poderosos.


Una teoría ridícula que leo a menudo es la que dice que la masonería te da poder y riqueza. La verdad es que no, usualmente vemos hermanos que laboran en oficinas de grandes corporativos y hermanos que venden ropa en algún negocio familiar, en ambos casos trabajan en la misma logia masónica. La masonería no regala dinero, no te paga, simplemente es un espacio para compartir ideas entre las personas, un sitio para ser iguales. De este modo no importa si tienes un ferrari estacionado detrás del volkswagen de tu hermano afuera de la Logia, somos todos iguales.

7. Hay masones famosos.


A pesar de todo, hay hermanos que en su vida profana destacan y no por ser masones, que quede claro. Son personas comunes que realizan tareas especiales y que destacan en lo que hacen, algunos de ellos tanto que se vuelven famosos, dentro de ellos hay miles de nombres y están esparcidos por todas partes, lo que yo diría es que si buscas fama no la vas a encontrar en la masonería. Realiza tus actividades de manera correcta y listo, con el tiempo tendrás el reconocimiento que quieres, pero la masonería no te lo va a dar, creeme.

8. Hay mujeres masonas.


Uno de los temas que hemos tocado en El Blog del Masón es la existencia de las masonas. No podemos negar que existen y que trabajan de manera incansable en su perfeccionamiento, del mismo modo que lo hacemos los hombres. Lo cierto es que para la masonería masculina regular y reconocida por la United Grand Lodge of England, la masonería femenina no está reconocida, se trataría (a sus ojos) de una irregularidad. Sinceramente son tiempos de cambio los que se viven en el mundo y cada vez son más los hermanos que reconocen en las damas un agente de cambio en la masonería y que podrían ser el giro que necesita la institución, quizás lo sabremos algún día o quizás no, si deseas más información te invito a visitar este enlace con el tema.

9. Logias exclusivas de afroamericanos.


La masonería es cambiante, tiene variantes derivadas de los movimientos sociales, políticos y culturales de cada país. A raíz de estos movimientos han surgido asociaciones paramasónicas y logias específicamente diseñadas para responder a un momento histórico especial. Es el caso de las logias prince-hall, de las cuales hablaremos más a fondo en un nuevo artículo, por lo pronto me limitaré a decir que son logias en donde tradicionalmente sólo se les permite ingreso a personas afroamericanas y que tienen una manera peculiar de trabajar la masonería.

10. No hay plan de dominación global.


Otro de los temas que me encuentro mucho estos días es el tema del supuesto plan de dominación mundial que tenemos los masones. Siempre que lo leo me causa mucha risa. Si la gente que dice todo eso viera la desorganización interna que viven algunas partes de la masonería entendería que no existe tal conspiración. Aunque claro, siempre está el necio que dice que eso sucede en esferas a las que no tenemos acceso. Honestamente son tonterías, la masonería no tiene ni tendrá jamás un plan de dominación global porque en sus ideales no cabe esa idea, les repito, ¡ser masón no da poderes!.

11. Hay filantropía en la masonería.



Una de las partes más bellas de la orden masónica es la de regresar algo de lo mucho que se nos ha dado y entregarlo a quienes más lo necesitan. Desde actividades de recaudación de fondos vendiendo objetos o comida, hasta campañas de recolección de víveres a gran escala, la masonería ha demostrado que también podemos amar a la humanidad afuera de nuestros templos. Algunos hermanos ayudan más que otros, como los Shriners, de quienes ya hablamos en otro artículo. Lo cierto es que no importa la forma en la que se ayude, lo importante es hacerlo desde nuestra trinchera y con mucho amor.

Hemos llegado al fin de este artículo, no sin antes agradecerles por sus grandes muestras cariño y recordándoles que tenemos tienda en línea y que nos pueden seguir en FacebookTwitter y Google +

Les agradecemos por todo su apoyo, este proyecto se realiza con mucho esfuerzo para que tengan contenido de calidad disponible en su idioma.

No olviden compartir el artículo y seguirnos en nuestras redes sociales.

¡Saludos!

Maestro Masón.